martes, 15 de marzo de 2016

Sagas que no voy a terminar.

Bueno, este no es en realidad un tag, pero vi la entrada en el blog de Meli, Lee.Sueña.Vuela y me pareció muy divertido para hacer algo de catarsis con series que dejaron mucho que desear je.

Mundo de tinta, de Cornelia Funke
Es doloroso, porque Corazón de tinta sigue siendo una de mis novelas favoritas y que influenció mucho en mi vida lectora, pero cuando llegué a Sangre de tinta, a la autora se le fue la mano con la fantasía, y el argumento principal se sintió muy antinatural y perdí la conexión con los personajes. Triste.

Túneles, de Roderick Gordon y Brian Williams
Otra serie que me duele no haber seguido y que en el día de hoy la vea y no sienta absolutamente nada por ella. El primer libro me fascinó, estaba completamente enamorado del mundo y la creatividad de estos dos autores, pero el segundo, Profundidades fue decepcionante por el hecho de explayarse demasiado en cosas innecesarias y el final fue muy triste para mi gusto, y cuando empecé el tercero, Caída libre, vi que estaban pasando muchas cosas increíbles pero ya el interés había pasado y no lo terminé.

Hermosas criaturas, de Kami Garcia y Margaret Stohl.
Creo que ni llegué a terminar el primer libro jaja, realmente le tenia fé a esta historia pero brilló por su ausencia. La escritura era excelente, muy bien detallada y las autoras saben narrar, pero no había argumento, solo un loser enamorado de una histérica, y algo de magia de fondo.

Revenants, de Amy Plum.
El primer libro había dejado mucho que desear, pero el tema y la ubicación eran diferentes de lo usual, y no había odiado el libro, por momentos realmente lo disfruté, y leí el segundo, Until I die, qué enorme decepcion, fue como leer la nada misma, un libro que se notaba al alba estaba de relleno para hacer una trilogía, muy predecible y la pareja protagonista era tan melosa y pesada que llegue a odiarlos tanto o más que a Bella y Edward.

Guardianes Ocultos, de Rachel Hawthorne.
Con esa portada esperaba algo mucho mejor, pero no todo lo que brilla es oro. El ritmo era lento, y por momentos sentí que me ahogaba de la melosidad de estos protagonistas, se olía el cliché a kilómetros y el tema principal no me pareció fuerte. Capaz que para una tarde que esten muuuuuuuuuuuuuuuy aburridos lo lean para pasar el rato, pero creo que hasta la Biblia es más interesante. Y miren que amo el concepto de los lobos en los libros, pero éste es una pérdida de tiempo.

La élite oscura, de Chloe Neill.
Me acuerdo que el primer libro me gustó, aunque me pareció algo simple y que todo se había resuelto muy rápido. Pero el concepto en sí ni lo recuerdo jaja, y como las secuelas tardaron tanto en salir, me olvidé por completo de él.

Canción de mar, de Amanda Hocking.
Me pareció interesante leer un libro sobre sirenas, algo diferente. Pero la historia no me atrajo, me pareció todo muy simple y lineal, y lleno de clichés. Además de que en esa época empecé a seguir el blog de la autora, y me cayó tan soberbia y egocéntrica que decidí no volver a leer algo de ella.

Multiverso, de Leonardo Patrignani.
Enserio quise que me guste, pero no hubo caso. No me interesé en la historia, nunca conecté con los personajes, y por momento me forzaba a terminarlo. No era para mí.


Vampire Academy, de Richelle Mead.
Huelo controversias jaja. Solo leí el primer libro para después ver la pelicula, y compararlos. Y créanme que me gustó mucho, me pareció muy logrado el concepto y todo, lo leí de una sentada. Pero es que ya de por sí no soy amante de los vampiros en los libros, no se por qué, no me gustan, no me llaman la atención, salvo un par de excepciones, pero esta serie no es el caso.

Bueno, debo tener un par mas, pero si sigo esto se haría largo y repetitivo, y no queremos eso jaja

¿Coincidimos en alguna? ¿Que series no pudieron terminar?  

Nos leemos :D